Abril 20, 2021

"Si no estás conmigo mereces morir": la sentencia del feminicida de Wilma

La fiscal Francisca Rivero comentó que Marcelino pensaba que Wilma merecía morir y estaba segura de acabar con su vida porque ella no entendía que él no quería romper la relación.


Martes 6 de Abril de 2021, 12:15pm






6 de abril (Urgente.bo).- Hace cinco años, Wilma Zurita, de 26 años, conoció a su victimador, Marcelino Martínez, de 29 años. Tras iniciar una vida de pareja, el sujeto evidenció cambios en su actitud, era violento al punto de agredirla físicamente no en una sino en varias ocasiones, según relata Arminda Zurita, hermana de Wilma.

“Esto viene de hace mucho tiempo, no es la primera, ni la segunda, es varias veces. El hombre siempre llegaba borracho, además, consumía drogas,  una persona no actúa de esa forma tan violenta. Entraba como loco a la puerta, golpeando, hasta a mí me agredía físicamente. Siempre actuaba así, era una persona violenta”, denunció.

La fiscal Francisca Rivero comentó que Marcelino pensaba que Wilma merecía morir y estaba segura de acabar con su vida porque ella no entendía que él no quería romper la relación.

“Él le manifestaba que así tenía que terminar (con muerte), porque ella no entendió los pedidos y las súplicas que él le había hecho (para no separarse). Entonces, él manifestaba que eso se merecía ella. Entonces tenía la seguridad de quitar la vida a su expareja”, comentó la fiscal.

Hace un año, Zurita decidió alejarse de Martínez por esa situación, pero él no aceptaba la separación. Cansada de tanta violencia, no solo a ella, sino a sus hijos, madre y hermana, la joven decide denunciarlo en tres oportunidades, pero solo en la última denuncia, 21 de marzo, la Policía lo arrestó pero solo por ocho horas.

También se le prohibió acercarse a Wilma, pero no lo cumplió, continuaba viviendo en la misma casa, pero en diferentes cuartos. Además, ambos tenían un negocio en la misma vivienda.

“Había orden, el hombre no tenía por qué acercarse, él ya no tenía por qué acercarse a mi hermana, pero ese hombre no respetó esas reglas que pusieron. Lo detuvieron solamente ocho horas”, relató Arminda Zurita.

La última vez que había agredido a Wilma, Marcelino llegó a su casa ebrio y quiso llevarse a su hija. Cuando su suegra, mamá de Wilma, intentó evitarlo, también fue agredida.

“Mi madre intentó que no se lleve a la niña, por eso la golpeó, la denuncia fue por eso”, recordó Arminda.

La hermana de la víctima cree que Marcelino también se drogaba, por eso victimó con esa saña y violencia a Wilma. Pide a las autoridades protección para ella, su mamá y sus sobrinos que quedaron en la orfandad, porque la familia del feminicida vive cerca de la casa.

“Exijo para mi familia una protección, sus hermanos viven ahí, viven cerca, yo tengo miedo de que su familia nos haga daño, porque no sabemos cómo son esas personas, porque si tienen una persona así”, apuntó.

Arminda recuerda que su hermana ya temía por su vida, vivía con el temor de que algo grave podría pasar. Ahora ella pide ayuda a la población para mantener a los dos hijos que dejó en la orfandad. La más pequeña aún lacta, necesita leche, pañales, víveres.

“Yo quisiera pedir ayuda económica para mis sobrinos, porque la niña está tomando leche, necesita víveres, alimentos, también pañales, con un granito de arena nosotros vamos a estar profundamente agradecida”, expresó.

Versión de la Fiscalía

La fiscal Francisca Rivero señaló que tras la última denuncia, el Ministerio Público otorgó medidas de protección para Wilma y ordenó al feminicida no acercarse a ella, pero esa medida no fue cumplida y la víctima tampoco informó sobre esa situación a la Policía ni a la Fiscalía.

“Lamentablemente no se hizo el seguimiento del caso y la víctima tampoco hizo conocer que no habían sido cumplidas las medidas de protección, por lo que nos vemos en esta circunstancia que se ha tenido que conocer este feminicidio. Lamentablemente no se dio conocer al Ministerio Público ni a la Policía que no se cumplía las medidas de protección”, afirmó.

Según la fiscal, el 31 de marzo se instaló una audiencia de declaración informativa policial, donde el señor Marcelino se presentó a prestar su declaración y en ese momento ni la víctima ni los testigos habrían denunciado que él incumplía la orden de alejarse de Wilma.

Ocurrió el domingo en la mañana

La mañana del domingo, Wilma salió de su casa con destino a un supermercado, nunca imaginó que podría perder la vida en puertas de ese lugar. Se dio cuenta de que su asesino la perseguía y envió un mensaje alertando a su hermana, pero no tuvo tiempo suficiente para resguardar su vida, porque Marcelino la sorprendió por la espalda y la degolló con un cuchillo que habría comprado del mismo supermercado.

El hecho de sangre ocurrió a plena luz del día, en presencia de varios ciudadanos que transitaban por el lugar. Las cámaras de seguridad captaron la saña y violencia con la que fue victimada Wilma.

////