Enero 17, 2022

ocultar

En Sudáfrica detectan una variante 'horrenda' del covid que ya tiene 32 mutaciones


Viernes 26 de Noviembre de 2021, 10:00am






.

El nivel de alerta con el virus de la Covid-19 escala otro peldaño, pues resulta que en Africa y en Asia han descubierto una nueva variante que ha sido calificada de horrenda, por los expertos. Ha sido detectada en Botswana, Sudáfrica y Hong Kong, preocupa a los expertos por su gran cantidad de mutaciones: 32.

Se la conoce como como B.1.1.529 y destaca porque las mutaciones se suceden en la proteína espiga. Y es la encargada de infectar las células humanas y que, por lo tanto, el virus prospere en el organismo.

B.1.1.529, como es denominada de momento, se propagó de manera acelerada e incontrolada estos últimos días. Principalmente entre los jóvenes de Gauteng, la provincia que incluye dos de las más grandes ciudades del país, Pretoria -la capital- y Johannesburgo.

Sudáfrica había logrado estabilizar su registro de nuevos casos de coronavirus a un poco más de 200 al día. Pero en los últimos días, esa cifra se disparó hasta superar los 1.200 contagios el miércoles. El jueves, el recuento se duplicó y pasó a 2.465 nuevos positivos registrados, según el último informe del Instituto Nacional de Enfermedades Transmisibles (NICD).

El primer aumento de casos se registró en Pretoria y se regó en todo el municipio de Tshwane, que pertenece a la provincia de Gauteng. Los brotes aparentemente surgieron en reuniones estudiantiles de las universidades de la ciudad. Al ver el aumento significativo de nuevos casos, los científicos sudafricanos estudiaron la secuencia genómica del virus, y así fue como descubrieron la variante.

LA PREOCUPACIÓN DE LOS EXPERTOS

Tom Peackock, virólogo del Imperial Department of Infectious Disease (Inglaterra), ha calificado esta mutación en la proteína como "horrenda". Y además ha añadido: "Es de suponer que esto sería peor antigenéticamente que cualquier otra cosa", precisamente por la posibilidad de que esta variante escape a las actuales vacunas y a los anticuerpos ya generados contra el virus.

TAMBIÉN PUEDES LEER QUE: EN EL ALTO, LOS ESTUDIANTES QUIEREN VACUNARSE CONTRA EL COVID, PERO SUS PAPÁS NO LO AUTORIZAN

El virólogo ha animado a la gente a vacunarse y a llevar la mascarilla, puesto que "las mutaciones de este virus probablemente tengan un alto nivel de escape de los anticuerpos". Y explica: "Tenemos esta nueva variante como resultado de un fallo en el control de las infecciones y probablemente haya surgido en una sola persona".

Las mutaciones del virus inicial pueden volverlo más contagioso hasta convertirlo en dominante. Fue el caso con la variante delta, descubierta inicialmente en India y que, según la OMS, redujo al 40% la eficacia de las vacunas contra la transmisión de la enfermedad.

La OMS se reunirá este viernes para determinar la peligrosidad del variante. "Existen muchas variantes, pero algunas no influyen sobre la progresión de la epidemia", matizó durante una rueda de prensa John Nkengasong, del Centro de control y de prevención de enfermedades de la Unión africana (Africa CDC).

INQUIETUD EN SUDAFRICA

Tulio de Oliveira, de la red Vigilancia Genómica de Sudáfrica, que ha seguido la propagación de la variante delta en el país, afirma que esta variante B.1.1.529 “tiene muchas, muchas más mutaciones” que delta, “una constelación de nuevas mutaciones”. También predijo que se empezará a ver en los próximos días y semanas “la presión en el sistema sanitario”.

Sin embargo, el ministro de la Salud afirmó que era todavía demasiado pronto para afirmar si el gobierno tendrá que imponer restricciones más estrictas para responder a esta nueva variante.

Un equipo de científicos de siete universidades sudafricanas está por ahora estudiando la nueva mutación. "Nos preocupa el salto evolutivo de esta variante", añadió De Olivera, concluyendo en que “la única buena noticia es que puede detectarse mediante una prueba PCR”.

"Está claro que se trata de una variante sobre la que debemos ser muy serios", agregó por su parte Ravindra Gupta, profesor de microbiología clínica de la Universidad de Cambridge. "Tiene un elevado número de mutaciones en espiga que podrían afectar a la transmisibilidad y a la respuesta inmunitaria", agregó. Las proteínas espigas son utilizadas por el coronavirus para ayudarse a penetrar en las células de un organismo vivo. Mientras más mutaciones, más posibilidades de entrar y más riesgo de que las vacunas ahora desarrolladas no sean eficientes en su mayor capacidad. 

///

ocultar