Diciembre 09, 2019

Jhanneth Chuquimia, la activista que preside el Concejo de El Alto

Como toda mujer alteña, administra su tiempo para desempeñar múltiples labores al mismo tiempo, como dirigente (en su momento), madre de cuatro hijos, concejala y estudiante.


Lunes 10 de Junio de 2019, 11:30am




10 de junio (Urgentebo.com).- Jhanneth Chuquimia, activista por el derecho a la educación y a favor de los derechos de la mujer, fue elegida como la nueva presidenta del Concejo Municipal de El Alto 2019-2020. Emprende la última gestión volcando su mirada hacia esta población vulnerable. Además, iniciará la construcción de la Carta Orgánica basada en pilares de la integración de la familia y la generación de empleo.  

Jhanneth Chuquimi.jpg

Presidenta del Concejo Municipal de El Alto

Como toda mujer alteña, administra su tiempo para desempeñar múltiples labores al mismo tiempo, como dirigente (en su momento), madre de cuatro hijos, concejala y estudiante.
La concejala de Unidad Nacional (UN) de 36 años inició su labor política a sus 20 años como dirigente de las unidades educativas, llegó a ser la presidenta de la Federación de Padres de Familia de las unidades educativas durante cinco años.
“Me acuerdo que fui a una marcha en representación de los padres de familia a nivel El Alto en contra del gobierno para pedir más recursos económicos para las escuelas con mis hijos”, destacó la autoridad.
En la gestión de Edgar Patana, mostró la realidad precaria en la que pasaban clases los alumnos en las unidades educativas. Se animó a pedirle en un acto público al presidente Evo Morales la construcción de una unidad educativa cuya demanda fue atendida, pero a cambio de que renunciara como dirigente por haber hecho quedar mal al alcalde de ese entonces.
“Han pedido mi destitución. (decían) Si le sacan, vamos a darle; habló mal, nos ha hecho quedar mal, no nos querían dar proyectos, fue difícil, pero tenía el apoyo de los padres. Fueron momentos difíciles”, dijo.
También sufrió burlas y machismo como dirigente. Por el hecho de ser mujer, la hacían callar. “Las mujeres no podíamos hablar, se burlaban. me decían: ‘no estamos en una asamblea de colegio, eran duras las burlas. Nos hemos reunido y organizado las mujeres, éramos más y les ganábamos a los hombres” en las votaciones”, recordó.  
Ahora, como concejala alteña se ve limitada en cumplir algunos proyectos como la construcción de un hospital para los niños alteños y un albergue para acoger a las personas en situación de calle.
Sin embargo, desde donde se encuentra asume la tarea de escuchar y llegar a la población para registrar sus dificultades y demandas.  
De inicio, instalará las sesiones del Concejo Municipal en las zonas y, en las unidades educativas, empezó el viernes visitando la unidad educativa 6 de Junio del Distrito 3.
“Queremos que los jóvenes vean como se sesiona, cómo se maneja un Concejo Municipal. Es impórtate que los jóvenes tengan la oportunidad de poder expresarse para conocer sus preocupaciones”, dijo.
Los niños y adolescentes son los más vulnerables, porque están expuestos al bullying, maltrato, violación y abandono, todo ello lo identificó cuando era dirigente. Auxiliaron a niños que pensaban suicidarse porque sufrían acoso; por ello,   ve que es importante involucrar a los alumnos en estas sesiones.
Los adolescentes también sufren maltrato laboral, pues son pagados con menos de la mitad del sueldo mínimo. Chuquimia lo vivió en carne propia cuando trabajaba en un restaurante de adolescente.
Empoderar a las mujeres es una tarea muy importante para la presidenta del Concejo Municipal. Toda mujer debe estar capacitada para enfrentar cualquier adversidad y no dependa del esposo cuando este le falte. Es importante que aprenda hacer el sustento de la familia y que conozca las leyes que la protege para no dejarse maltratar.
“Cuando falleció mi papá, mi mamá no sabía qué hacer, en qué pensar”, recordó.
Creció dentro de una familia humilde. Veía cómo su mamá organizaba a las mujeres para trabajar haciendo artesanía hasta las cuatro de la mañana. Para exportar su papá, salía a trabajar desde las cinco de la mañana y regresaba a las 11 de la noche.
Ella y sus cinco hermanos aprendieron, desde pequeños, a ser independientes y es como forma ahora a sus cuatro hijos mostrándoles la realidad de la vida y ser autodependientes.
La capacitación es algo que no deja de lado, cursa el último año de Ingeniería Financiera e inició la carrera de Ciencias Políticas. No le bastó su carrera Contaduría Pública y General.

Carta Orgánica

La presidenta del Concejo Municipal, quiere llegar a los profesionales, vecinos, estudiantes y mujeres para redactar la Carta Orgánica de El Alto. Es la tarea que se planteó entregar antes de finalizar su gestión.
Planteó que la construcción de la Carta Orgánica de El Alto debe estar plasmada bajo ciertos principios relacionados con la familia, la economía, la generación de empleo y otros.
La tarea es ardua, pues se iniciará de cero y, para ello, pide que se deje de lado las peleas políticas al partido del MAS. “Somos 11 concejales se tenemos que terminar los enfrentamientos. Si dejáramos de lado la confrontación, iniciaríamos con paso firme”.
Existe la necesidad de contar con una norma que rija en la ciudad de El Alto para ello cuentan  un millón de bolivianos: “Se iniciará la socialización con los comerciantes, periodistas, estudiantes. En todos los sectores, todos deben adueñarse de esta norma”, dijo.

///